El domingo la Fictec fue de los niños y niñas

Niños y niñas usando la ciclovía con bicicletas prestadas o paseando velozmente con sus monopatines al borde del lago, preguntando por el área de realidad virtual, admirados por los aviones a escala de algunos expositores militares y, mejor aún, por los helicópteros reales en el área de exposición de la fuerza aérea, brincando sobre inmensos colchones inflables o sorprendidos por el apasionante hallazgo de vida microscópica en los stand científicos, fueron la nota de color este fin de semana durante los dos últimos días de la FICTEC 2018, donde reinaron los más pequeños.

Una de las gratas sorpresas para los chamos y chamas que acudieron expectantes al llamado de la ciencia por tres días en el parque Bolívar de La Carlota fue la presencia de un nutrido grupo de jóvenes “científicos” con los rostros pintarrajeados, que cada 40 minutos recorrían el recinto ferial interactuando y demostrando que no todo es serio en la FICTEC.

Al grito de “on pa yá” 16 muchachos y muchachas, y una calavera, improvisaban con el público y los expositores a través de motivos inspirados por las moléculas, la tecnología, el macrocosmos, el cuerpo humano, la microbiología, entre risas y asombro.

Javier Treviño, estudiante del cuarto grado de la escuela Consolación de la parroquia El Valle, se asustó un poco cuando fue sorprendido por una joven “investigadora” que de un inmenso maletín de pacotilla extrajo sus peculiares instrumentos científicos para medir el tamaño de su cabeza y compararla con un modelo que llevaba paseando entre las áreas verdes y las caminerías.

Igual le pasó a Julián Rodríguez, quien repentinamente sintió la mano fría y huesuda de la calavera acariciándole la calva, lo que primero le sacó pasmo y después una gran risotada.

Se trata de un grupo de actores de la compañía La Productora que se especializa en el mimo, la danza y la improvisación y que durante los días que permaneció el encuentro tuvieron la misión de estimular la curiosidad entre la muchachada y los adultos que se dejaron arrastras por la fantasía de su actuación, y la fascinación por las ciencias.

Son estudiantes de teatro, danza y música de Uneartes, bajo la dirección artística de Jhonny Rivas.



Deja un comentario

Faltan...
00
00
00
00